Con condiciones adversas, la peleamos y al final logramos un buen resultado

Por Luis O.Ventimiglia/ Pescador apasionado

Este domingo teníamos un relevamiento que se postergó una semana, y estábamos con ganas de pescar igual, así que el miércoles empecé a hablar con guías amigos a ver dónde podíamos hacer una escapada no muy lejos de Chacabuco. Y cuando le mande a Dani Gasol dijo: ‘el viernes se me bajó una guiada, venite’. Habíamos estado hace 15 días allí, y  el fin de semana anterior  con el aumento de la temperatura había mejorado el promedio del porte, sacando una docena de lindos, muy lindos, así que le dije «siii allá estaremos’.

Al mirar el pronóstico, tanto de jueves como viernes, me di cuenta que tendriamos condiciones adversas. El jueves 60 km por hora de viento todo el dia, y el viernes amanecería con heladas, y el viento sería de 45 km por hora, además de luna lleeenaaa… pero somos pescadores. Somos porfiados, asi que insistimos en ir, a pesar de la trilogía de malas condiciones.

Salimos de Chacabuco  vistiendo la casaca del Cocodrilo Fishing Team en esta oportunidad: Carlitos Crisci, Daniel Villar, mi hijo Enzo y yo.

Llegamos, y nos encontramos con Dani  en el lugar de siempre, Carnadas Cacho, quien nos provee de la mejor carnada de la zona.

Y de ahí partimos hacia el pesquero. Al llegar ya estaba el trucker en el guía, así que sin más cargamos, y con el fuerte viento partimos hacia el lugar elegido por el guía. El agua, para sumarle mas malas noticias a las condiciones, estaba oscura, color chocolate debido al viento del dia anterior así, que con ese panorama iniciamos el día de pesca.

Anclamos en un lugar soñado cercano a un juncal donde se asemejaba mucho al lugar ideal para lograr buenos pejes, y armamos nuestros equipos.

Boyas al agua y a esperar. La primera hora fue muy pobre, solo mi hijo Enzo y Dani (el guía) lograron unos pejes, el resto esperando. Pobre… Los pejes topeteaban las boyas pero no picaban y los que lo hacían eran imperceptibles. Las carnadas en varios casos desaparecían sin haber notado su pique.

Hasta la una de la tarde persistió esa pobreza, logrando hasta esa hora una docena de pejerreyes solamente.

Llegada esa hora decidimos degustar de la picada que siempre nos provee Alfredito de Carnicerias Cer2, y una vez bien alimentados Daniel dijo, ‘levantemos que nos vamos a otro lugar’, y nos dirigimos al lugar donde habíamos estado hace quince días, complicados para navegar por el gran viento que salpicara. Luego de 15 minutos llegamos al citado lugar.

Despues de lograr anclar y quedar bien ubicados para poder pescar cómodos, retomamos la pesca. Acá si tuvimos mayor actividad, muchos piques, difíciles para clavar los. Se ve que no veían bien la carnada, asi que muchas veces le pegaban a la boya y no tomaban el engaño, pero al haber tanta actividad empezamos a subir ejemplares a la embarcación.

Coloreamos de amarillo unos filets de peje y tuvimos muchos piques en la carnada coloreada, nos lamentamos de no tener encima algún color fuerte (verde, azul y rojo son los que dan mucho resultado en estas condiciones) de colorante que seguramente mejoraría esa condición.

El trucker parecía un samba, pero le metimos pique y pique hasta las 5 de la tarde, y cuando quisimos acordar habíamos logrado unos 70 pejerreyes, en condiciones malas para pescar, así que sigue confirmando la cantidad de pescado que tiene este espejo, el cual con una copiosa lluvia que aclare un poco el agua, se pondrá con condiciones tremendas para la pesca de esta hermosa  especie; y qué decir dentro de unos días más, cuando el calor empiece a levantar la temperatura del agua de las tremendas tarucha que atesora en su interior. Seguramente en unos treinta días estaremos regresando para hacer una nota de tarucha, de esos inmensos cocodrilos que habitan estas aguas.

Otro día de pesca entre amigos, otro dia de disfrutar junto al grupo  de esta pasión que nos da tanta satisfacciones y tantos nuevos amigos en el ambiente. Gracias por tanto a nuestros lectores, que nos hacen sentir queridos, y a quienes no nos siguen aun los esperamos en Facebook, Instagram y en nuestro canal de YouTube como: Cocodrilo Fishing Team.

Agradecemos a las empresas que nos dan una mano para que podamos visitar todos los pesqueros, ellos son: Centro integral del Envase, La Nueva Babilonia, Bacos Vinoteca, Pintureria Martínez, Spataro Construcciones S.A, Grupo Ferrari, Carniceria Cer”2”, Óptica Boero, Frutos del Bosque,  Crespi/Suan, Alarmas Zona 24 y La Strada Confitería.

Nuestros reels están cargados con multifilamentos Grilon Pesca y nuestras líneas armadas con Boyas Cauque.

Abrazo pescador y cuiden el lugar que visitan, no depreden y no dejen basura .

 

Noticia patrocinada por

Deja un comentario