El Verdinegro se ilusiona con ganar la copa: “Hay que convencerse de que vamos a salir campeón”

El domingo se vivió una verdadera fiesta en el Estadio ‘José Luis Brown’, donde la Comisión Directiva del Club Atlético Ranchos no escatimó en recursos para mostrar su apoyo al cuerpo técnico y jugadores, que llegaron a la final del Torneo Clausura de la Liga Chascomunense de Fútbol.

En la previa, se llevaron adelante juegos con premios, se entregó cotillón y se pintó a los hinchas con el clásico verde y negro. El DJ Fran Gómez puso música a la fiesta, mientras que el periodista deportivo Gerardo Puig animaba el evento.

Los árbitros y jugadores salieron a la cancha a través de una manga, mientras los papeles picados y humos de colores daban el marco de espectacularidad necesario.

Párrafo aparte para la atención dispensada por la CD para quienes trabajamos en la cobertura del partido, ofreciendo agua y frutas para paliar el calor.

Luego del show, llegó el momento de la verdad. Atlético Ranchos logró ponerse dos a cero arriba, con tantos de Julián Castro y un Nicolás Expósito (golazo de tiro libre), pero sobre el final sufrió la embestida de Unión y Fuerza, que logró empate el encuentro, con un jugador menos.

“Fue un partido que era para un tres a cero, que no iba a estar mal, pero pasan cosas en el fútbol que no tienen explicación muchas veces”, analizó uno de los directores técnicos del CAR, Alejandro Gómez.

Fue “un partido controlado, en el cual hasta que sale expulsado un jugador de ellos, que se para como 10’ (el partido) y nos enfrió, nos durmió, nos desconcentró; pero yo creo que fuimos superiores, lo que pasa es que fue un rival que tuvo dos seguidas y las concretó”, agregó Gómez.

“Por ahí el segundo gol de ellos es una casualidad, porque le pega con la canilla, pero entró y lo único que molestaba era con la pelota parada, que en el segundo tiempo se controló”, considera, explicando que “de arranque nos llevaron con tiros libres, corner, centros, pero en ningún momento desequilibró al equipo. Estábamos bien parados, jugando bien, pero bueno…es una final, llegan los mejores, y no cabe dudas que en cinco minutos te pueden ganar un partido también”.

“Ahora a trabajar. Para mí no se tienen que bajonear porque están jugando una final, y jugar una final es a morir, hasta la última. Quedan 90 minutos y estamos dos iguales, así que, si voy al fútbol que generamos nosotros, me deja tranquilo porque sé la calidad de jugadores que tenemos con mi hermano (Pablo Gómez)”, se entusiasma.

Para enfrentar el encuentro de vuelta, saben que “tenemos que trabajar un poco en tener charla con los jugadores. Ranchos sufre un karma de perder finales, en el último tiempo se le ha dado así, por ahí es incordioso eso, pero hay que estar a la altura. A mí no me hace nada, sí tengo respeto hacia el rival, como siempre, pero estoy convencido que de visitante se va a dar lo mejor, porque se ha trabajado para esto, no es una casualidad que estos chicos llegaron acá. Hay que convencerse de que vamos a salir campeón y que estamos para eso. Este equipo es fuerte mentalmente, y lo vamos a demostrar”, confía Alejandro Gómez.

Luego del empate en la primera final entre Atlético Ranchos y Unión Fuerza de Magdalena, algunos de los jugadores del Verdinegro dialogaron con MD para contar sus pareceres.

Román Hirigoyen fue uno de los que charló con nuestro medio, analizando que fue un momento «inigualable lo que se vivió. Es lo que se buscó todo el año y se consiguió, ahora vamos por todo”.

“Creo que es un grupo muy unido desde la parte dirigencial, hasta cuerpo técnico y jugadores que más que nadie nos merecíamos estar en una final”, considera, agregando que es “un grupo que trabajó mucho para estar donde estamos. Ahora más que nunca hay que trabajar esta semana y hacer lo que sabemos para coronar el objetivo que teníamos desde el 20 de enero del 2018”.

“En lo personal, es un orgullo enorme vestir esta camiseta y representar al pueblo de la mejor manera”, sostuvo Román.

El experimentado jugador, Eduardo Camargo, asegura que «la verdad me sentí bien .hicimos un partido apto hasta el primer gol de ellos, dominamos el partido durante 80 minutos y se nos escapó en lo último”, se lamenta.

“Físicamente me sentí bien, el equipo está muy metido en el partido que viene, somos un gran grupo, siempre unidos, y estamos muy confiados porque sabemos a qué jugamos, y que en los  momentos difíciles siempre respondemos”, garantiza.

“Cuando terminó el partido había un bajón anímico por lo sucedido pero enseguida dimos vuelta la página para pensar en lo que viene, tenemos una nueva final allá, estamos empatados y vamos a dar todo para traer la Copa», se ilusiona Edu Camargo.

Por su parte, Lautaro García cuenta que «terminé bien el partido, amargado porque se nos escapó un partido que teníamos muy controlado. No nos puede pasar eso en esta instancia”, reflexiona.

“La revancha la vamos a ir a jugar como siempre lo hicimos, vamos ir a buscar el partido, sólo quedan 90′ y vamos a ir por todo”, añadió.

“No hemos hecho autocrítica todavía, en la semana hablaremos más fríos, y trataremos de corregir errores”.

Consultado acerca de su futuro, luego de finalizado el Torneo Clausura, Lautaro adelantó que “cuando termine este campeonato me sumo al plantel de Pila para ponerme a la par de los compañeros”, donde estarán participando del Federal.

“Físicamente estoy bien, hemos entrenado fuerte a lo largo del año para llegar bien a estos partidos”, afirmó Lautaro García.

El partido de vuelta por la Final del Torneo Clausura de la Liga Chascomunense de Fútbol tendrá lugar en Magdalena el próximo domingo, a partir de las 17,00 hs.

Galería de imágeneshttps://www.facebook.com/pg/Multimedio-Digital-126701767430431/photos/?tab=album&album_id=1702975606469698

 

 

 

 

Noticia patrocinada por

Deja un comentario