LA CIUDAD

Mujeres del Distrito fueron destacadas por Cultura

El pasado viernes, la Subsecretaría de Cultura de la Municipalidad de General Paz homenajeó a mujeres destacadas del Distrito, en el marco del “Día Internacional de la Mujer”, ya que en dicha ocasión, “se conmemora la presencia, trabajo y rol de la mujer alrededor del mundo. Esta es una celebración que traspasa fronteras y se celebra en muchos países del mundo, y celebra más de noventa años de lucha por parte de las mujeres con el objetivo de alcanzar la igualdad, la justicia, la paz y el desarrollo pleno”, comenzó expresando el Licenciado Damián Novelino.

Por tal motivo, cada año se rinde homenaje a mujeres que por su labor o desempeño merecen un reconocimiento. En esta oportunidad, fue el turno de las integrantes del Coro de Lenguas de Señas “Ángeles del Silencio”, Milagros Domínguez, Silvana Giménez, Rosita Alonso, Enfermeras y Cuidadoras del Hospital Campomar, Miembros de las Cooperadoras de la E.P N° 14 y J.I N° 902 de Loma Verde, y de la Comisión Directiva del Centro de Jubilados “La Dulzura de Villanueva”.

Además, entre todas ellas, a una se le otorga un premio mayor, denominado “Juana Azurduy”, el cual resalta la figura de la mujer en lucha actual por la obtención de nuevos derechos. En este caso, fue para la poeta ranchera Rosita Alonso, quien con gran emoción agradeció el reconocimiento.

Del acto formaron parte autoridades municipales, Concejales y Consejeros Escolares, amigos, familiares y colegas de las protagonistas, quienes en la previa disfrutaron de la muestra “Mujeres Argentinas” expuesta en la Galería Municipal de Arte Contemporáneo.

Cerrando el acto, las mujeres integrantes del Taller de teatro Comunitario Ranchos presentaron una obra, acompañadas por el Director Ariel Muñoz.

A continuación detallamos los argumentos esgrimidos por la Subsecretaria de Cultura, para seleccionar a las mujeres homenajeadas:

Coro Ángeles del Silencio

El lenguaje es una de las funciones del ser humano. Esa función nos da la posibilidad de comunicarnos, pensar, reflexionar, actuar,, entre otras cosas más. La LENGUA es el idioma de cada país o grupo humano, hay muchas lenguas en el mundo: inglés, francés, alemán, etc.

La Lengua de Señas es un idioma que utiliza el canal visual, de ahí que las personas Sordas al no escuchar, prefieren comunicarse con una lengua visual: la Lengua de Señas.

La Lengua de Señas no se expresa sólo con las manos, utiliza todo el cuerpo, los rasgos faciales, el espacio, y muchos otros elementos que forman su gramática y que permiten organizar las oraciones y el discurso, igual que en cualquier otro idioma, ya que si se utilizaran sólo las manos se perdería significado. Coro Ángeles del Silencio, (por participar desinteresadamente en eventos culturales en todo el distrito, en festivales, actos de escuelas y difundiendo está disciplina de integración social

Rosita Alonso

Poeta local que refleja en sus letras el imaginario local entre ellas, Río Salado y Ocaso, solo por nombrar algunos.

Comenzó a escribir en 1940 junto a su ilustradora Cely González. Comenzó a exponer cuando empezaron los Torneos Bonaerenses. Obtuvo 5 premios:

  • 1er. Premio etapa municipal – torneos bonaerenses de la 3ra. Edad – Año 1997
  • Mención especial Juegos Florales 1990, General Belgrano
  • 3ra. Mención del Certamen XXVIII Salón Provincial del Poema – Año 1998
  • Mención de Honor Concurso Literario de Poesía – Año 2000 – La Calera – Córdoba.

Rosita Alonso (poeta local, realizó si retrospectiva el 15 de enero en el marco del Día del pueblo)

Mili Domínguez

El lanzamiento de bala o peso es una disciplina del atletismo moderno que consiste en lanzar una bola sólida de acero a la máxima distancia posible. El peso de la bala puede variar según la edad de los practicantes y también su sexo.

Requiere de un entrenamiento muy intenso y riguroso, que debe estar acompañado y guiado por un profesional. Javier González es el entrenador de Mili Domínguez, quien con sus jóvenes 17 años, tiene una importante trayectoria en esta disciplina. La primera vez que participó salió 5ta. Y ya en el año 2018 obtuvo el segundo puesto con medalla de plata en lanzamiento de bala de 2 kilos.

Ejemplo de lucha, perseverancia y constancia en cumplir sus metas…

Mili Domínguez (deportista local que se destacó en los juegos bonaerenses)

Enfermeras del Hospital  y  Cuidadoras del Geriátrico del Hospital

La función de la enfermería, al igual que la de otras profesiones de la salud, debe incluir la información y educación del paciente sobre la salud, para que él pueda elegir entre las diversas opciones posibles, una vez considerados los distintos riesgos y beneficios de cada alternativa. Esta función de educación se está convirtiendo en prioritaria, ya que la tendencia del cuidado de la salud se centra en el paciente, como centro de la atención y como persona que toma la decisión del tratamiento y el tipo de cuidado que se va a realizar.

Son las enfermeras y cuidadoras quienes crean relaciones, mediante el reconocimiento mutuo enfermera-paciente / cuidadora-paciente, y deben ser la conexión o unión entre los profesionales de la salud, el paciente y su familia, conociendo sus percepciones y necesidades, y negociando el cuidado para alcanzar los objetivos propuestos en el plan de cuidados.

Silvana Giménez, Maestra  Rural

Ser maestra rural representa la mayor oportunidad para convertir las debilidades en oportunidades, es sin duda el mejor ejemplo de esfuerzo, dedicación y servicio.

La labor  docente rural va desde ser lámpara en aquellos pueblos o comunidades en donde su atraso social, educativo y cultural, es más marcado.

Ser maestra (o) Rural es convertirse en arquitectos, enfermeros, psicólogos, amigos, padres, trabajadores sociales, entre otras, con la meta  y  sueño de formar ciudadanos que apuesten a una sociedad más justa.

Por todo esto y mucho más, la labor docente rural no se circunscribe a las paredes del aula escolar, ni al sacrificio personal, trasciende el espacio y procura sin duda brindar a todos, los mecanismos necesarios para acceder a una mejor calidad de vida.

Mujeres de la Cooperadora de la Escuela 14 y Jardín 902 de Loma Verde

Las cooperadoras han adquirido un rol central en la vida escolar y la calidad educativa. Funcionan con el trabajo y el aporte voluntario de familiares, vecinos, alumnos, ex alumnos, docentes y directivos que suplen las necesidades de la institución en donde el Estado no llega.

La mayoría de las escuelas públicas de nuestro país cuenta con una cooperadora escolar, y son de vital importancia ya que permiten mejorar la calidad de la enseñanza, entendida como la conservación del edificio, la disponibilidad de los recursos didácticos y el capital humano y social.

Mujeres de la cooperadora de la escuela 14 y Jardín 902 de Loma verde, por trabajar junto a la Municipalidad en la organización del festival de folclore de esa localidad, a beneficio de las instituciones

Mujeres del centro de jubilados la Dulzura de Villanueva

Los abuelos son imprescindibles en cada sociedad, las experiencias vividas son irreemplazables, y los centros de jubilados son espacios en donde pueden seguir activos, espacios en donde desarrollar diversas actividades, espacios de reunión, espacios para compartir. Es por ello que cada entidad cumple un rol social muy importante y valorativo sobre lo local.

Mujeres del centro de jubilados la Dulzura de Villanueva (por trabajar por 9 años consecutivos en la organización del Festival de Folclore de esa localidad, una de las principales actividades culturales de allí, por prestar las instalaciones del centro para actividades culturales y deportivas, para vacaciones de invierno, día del niño, o haciendo el chocolate y la torta para los chicos en estas, o para todos el día del pueblo.

PREMIO JUANA AZURDUY

Reconocer la labor de las mujeres supera los tiempos y los espacios. Recurrir a la memoria es una tarea esencial para seguir difundiendo la lucha y el trabajo de tantas mujeres que aportaron al reconocimiento del lugar de la mujer en la sociedad actual.

Juana Azurduy de Padilla, Heroína de la independencia del Alto Perú. Descendiente de una familia mestiza, quedó huérfana en edad muy temprana y pasó los primeros años de su vida en un convento de monjas de su provincia natal, Chuquisaca.

En 1802 contrae matrimonio con Manuel Ascencio Padilla, con quien se une a los ejércitos populares, creados tras la destitución del virrey y al producirse el nombramiento de Juan Antonio Álvarez como gobernador del territorio. Juana colaboraba activamente con su marido para organizar el escuadrón que sería conocido como Los Leales, el cual debía unirse a las tropas enviadas desde Buenos Aires para liberar el Alto Perú. Durante el primer año de lucha, Juana se ve obligada a abandonar a sus hijos y a entrar en combate, ya que la reacción realista desde Perú no se hizo esperar. En 1810 se incorpora al ejército libertador de Manuel Belgrano, que quedó muy impresionado por el valor en combate de Juana; en reconocimiento a su labor, Belgrano llegó a entregarle su propia espada.

Tras la proclamación de la independencia de Bolivia en 1825, Juana Azurduy intenta que el gobierno de la nueva nación le devuelva sus bienes para poder regresar a su ciudad natal, pero a pesar de su prestigio no consigue una respuesta favorable de los dirigentes políticos. Juana muere en la provincia argentina de Jujuy a los ochenta años de edad, en la más completa miseria. Sólo póstumamente se le reconocerían el valor y los servicios prestados al país.

Galería de imágenes: https://www.facebook.com/pg/Multimedio-Digital-126701767430431/photos/?tab=album&album_id=1775172302583361