PROVINCIALES

El 25 % del recorte de obras públicas nacionales afectará a la Provincia

Así se lo transmitió el presidente Macri a la gobernadora Vidal ayer en la quinta de Olivos. Se tratan de unos $7.500 millones que apuntan a bajar el gasto público. Compromiso de seguir con las obras en ejecución.

Por MARIANO SPEZZAPRIA
@mnspezzapria

El 25 por ciento del recorte del gasto público anunciado por el Gobierno nacional para darle una señal de austeridad a los mercados en medio de la corrida del dólar, afectará a la provincia de Buenos Aires. Así se lo transmitió el presidente Mauricio Macri a la gobernadora María Eugenia Vidal durante la reunión que mantuvieron ayer en la quinta de Olivos, revelaron fuentes oficiales.

Se trata de un recorte de la inversión en obra pública nacional prevista para este año en territorio bonaerense por 7.500 millones de pesos, dado que el ajuste total anunciado por el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, se ubicará en torno a los 30.000 millones de pesos, lo que le permitirá al Estado tener una política más agresiva de reducción del déficit fiscal, de 3,2 al 2,7% del Producto Bruto Interno.

Los voceros consultados por EL DIA afirmaron que el Presidente y su equipo –en la reunión de Olivos también estuvieron el jefe de Gabinete, Marcos Peña, y sus secretarios Mario Quintana y Gustavo Lopetegui- garantizaron a la gobernadora Vidal que no se frenarán obras que están actualmente en ejecución, sino que se afectarán partidas destinadas a financiar nuevas obras previstas para este mismo año.

Tras el encuentro a puertas cerradas en la quinta presidencial, del que también participó el jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta, Vidal se trasladó a la Casa de la Provincia en la ciudad de Buenos Aires, ubicada sobre la avenida Callao a dos cuadras del Congreso, para analizar con sus colaboradores inmediatos el impacto que tendrá el recorte presupuestario nacional.

En principio, aún no está claro qué tipo de obras dejará de ejecutar la Nación en la Provincia, pero en términos políticos se entiende que si la Casa Rosada no apuntala la gestión de Vidal, en los hechos estaría atentando contra sus propias posibilidades de tener un buen desempeño electoral en la Provincia en 2019, que es cuando Macri y la propia Gobernadora se jugarán la reelección.

Tras la reunión de la mañana en Olivos y su paso vespertino por la Casa de la Provincia, Vidal concurrió al caer la tarde a la Casa Rosada, donde se dio cita la mesa nacional de Cambiemos, la coalición gubernamental que integran el PRO, la UCR y la Coalición Cívica. La Gobernadora es la dirigente oficialista con mejor imagen, pero sus mediciones cayeron en los últimos meses.

En rigor, de acuerdo a las encuestas que manejan en Cambiemos, la mayor pérdida de imagen de gestión corresponde al Gobierno nacional en general y al presidente Macri en particular, pero también Vidal padece ahora los efectos del mal humor colectivo por el aumento de las tarifas y la caída del poder adquisitivo. En medio de esa situación sesionó ayer Cambiemos en la Rosada.

Hasta allí llegaron, según pudo constatar este diario en el lugar, los principales dirigentes de la coalición gubernamental, entre ellos la propia Vidal, Rodríguez Larreta y el jefe de Gabinete Peña, como así también el titular de la UCR, el gobernador mendocino Alfredo Cornejo. No estuvo el ex senador Ernesto Sanz, uno de los arquitectos originales de Cambiemos.

Más temprano, en la quinta de Olivos, Macri, Vidal y Rodríguez Larreta también habían analizado estrategias conjuntas de seguridad para desarrollar entre la Nación, la Provincia y la capital, informaron fuentes oficiales al cabo de la reunión que se extendió por dos horas. Para la Gobernadora, la jornada fue larga porque tuvo que concurrir más tarde a la Casa Rosada.

Finalmente Vidal se retiró de la sede gubernamental hacia las 19.15, tras participar de la reunión de la mesa nacional de Cambiemos que inicialmente se iba a desarrollar en la ciudad cordobesa de Río Ceballos, pero que dado el momento que atraviesa el Gobierno, el presidente Macri pidió que sesionara en la Rosada. Como fuera, Vidal concluyó la jornada con la certeza del recorte de $7.500 millones en obras nacionales para la Provincia.

Créditos: Diario El Día